La cancelación de eventos masivos, como conciertos, busca reducir el riesgo de contagio del nuevo coronavirus COVID-19, que ha puesto en alerta a varios países del mundo, inclusive en Centro América.

La orden del Gobierno es por al menos las próximas dos-tres semanas, lo que supone la cancelación de eventos masivos como conciertos, procesiones y hasta partidos de fútbol.


“Las procesiones solo se podrán ver por TV”, dijo un vocero presidencial.

El presidente de la república, Alejandro Giammattei, anunció las medidas en una conferencia de prensa junto a ministros de Salud, Gobernación y hasta Defensa. “La principal recomendación, la forma en que todos nos podemos proteger frente al coronavirus, es la higiene y lavado de manos constante”, declaró el presidente.

En cuanto a lugares privados cerrados como cines, teatros o salones de eventos, el Gobierno girará ordenes para que los establecimientos extremen las medidas sanitarias y eviten el ingreso de personas con síntomas.