El vino y las mujeres, tal como han servido de inspiración para muchos cantautores y poetas, también han hecho mella en la vida del mandatario guatemalteco, Jimmy Morales.

El mundo de los excesos, que permite una escapada de la agobiante rutina detrás del Guacamolón de vez en cuando, parece que ya le está pasando la factura al presidente… y no, no es una factura de Fulanos & Menganos.

Es por ello que un equipo especial de la NASA fue contratado por una agrupación civil, que prefirió el anonimato, para dar a conocer el estado físico que tendrá Morales para enero del otro año.

Y no fue una cama de rosas el resultado.


Así se verá Jimmy Morales Cabrera si sigue contratando escorts, bebiéndose al mismísimo Baco y, solo Dios sabrá, si introduciendo otras sustancias en su bello cuerpo.

Jimmy Morales

Jimmy Morales

La idea de este proyecto es hacer una campaña de concienciación para los jóvenes y que vean los resultados del alcohol cuando se toma en exceso. No importa si eres presidente o no.

De hecho, al presidente se le captó en un estado de síndrome de abstinencia (de gran goma pues) cuando se encontraba reunido con el recién electo alcalde capitalino, Ricardo Quiñonez.