Un niño de la zona 1 participaba en el concurso de canto “Tu ciudad canta” de la Municipalidad de Guatemala y descubrió que su verdadero talento no era cantar.